¡Viaja inteligentemente!

Espero esa cita…

esdrasorando

Cuando pasamos por dificultades, nuestra vida de oración parece incrementarse, cosa que no debiera ser así, pero es lo que muchas veces sucede. Recurrimos a Dios para buscar de su ayuda y salvación. Es en esos momentos que esos encuentros vuelven a reavivarse, no entendemos porque dejamos de acudir a la cita, siendo que éste es el encuentro que nos conforta y llena de paz para sobrellevar este mundo atiborrado de muchos males y pesares.

Es a través de estos momentos, cuando oramos agradeciendo que nos damos cuenta de lo maravilloso que es el amor de Dios para con nosotros, cuantas bendiciones, cuanto gozo, cuanta paz. Nos habíamos olvidado de enumerar cuantas bendiciones llegan diariamente a nuestra vida.

Después de orar, siento algo en lo hondo de mi ser; agradezco a Dios por tanta bondad y cuidado, pero no quiero terminar de estar a solas con Dios. Me levanto y al parecer mi vida sigue igual, pero nada más en apariencia, yo ya soy otra persona. Regreso a mi rutina con gozo y alegría, pero, sin embargo, siento una cierta tristeza, un sentimiento sutil de aplazamiento, como cuando la oscuridad apaga los brillantes colores de una puesta de sol perfecta y uno se da cuenta de que tiene que esperar otra tarde para volver a disfrutar de esa belleza.

A menudo no estoy seguro de querer abrir los ojos, pero cuando lo hago, me doy cuenta de que el amor de Dios ha cambiado todo. El clima, el tráfico, el trabajo, las personas, los problemas, todo ya no presentan un reto; las personas que han tratado de hacerme daño ya no son mis enemigos; veo a todos a través del amor de Dios como mis hermanos. El estar lleno del amor de Dios es lo que nos da más dicha y vale cualquier esfuerzo.

Le doy gracias a Dios por ese tiempo especial y por los muchos recordatorios de su amor: el sol, la luna, las estrellas, la tierra, el nacimiento de un niño, la sonrisa de una amistad. Le doy gracias por su Palabra, por el privilegio de tener la oración y por el recordatorio más maravilloso de existencia: Su amor.

Anuncios

Comentarios en: "Espero esa cita…" (2)

  1. Gracias a su amor que es siempre cercano, que nos procura y que nos busca, que ha diseñado cada parte de nuestro ser y de su entorno para recordarnos que está aquí, siempre dispuesto, siempre atento, siempre con los brazos abiertos para escucharnos y para dejarse sentir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: