Editor: Esdras Mendoza Rios

Hermenéutica

Guía para la interpretación Bíblica

Muchas veces nos topamos con palabras que suenan muy rimbombantes pero que ya cuando le entendemos se nos hacen mas amigables, esto sucede con este término que no es más que el arte de buscar la correcta interpretación, en nuestro caso, acerca de los texto Bíblicos, para una buena exposición.

Veremos apenas un principio básico, pero espero esto sea sufieciente para que se nos aclare un poco el termino, y nos interesemos en buscar el método más adecuado para la interpretación Bíblica.

Veamos estos pasajes:

2da de Pedro 3:15 15 Y tened entendido que la paciencia de nuestro Señor es para salvación; como también nuestro amado hermano Pablo, según la sabiduría que le ha sido dada, os ha escrito, 16 casi en todas sus epístolas, hablando en ellas de estas cosas; entre las cuales hay algunas difíciles de entender, las cuales los indoctos e inconstantes tuercen, como también las otras Escrituras, para su propia perdición. 17 Así que vosotros, oh amados, sabiéndolo de antemano, guardaos, no sea que arrastrados por el error de los inicuos, caigáis de vuestra firmeza. 18 Antes bien, creced en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. A él sea gloria ahora y hasta el día de la eternidad. Amén.

2da Pedro 1:19 19 Tenemos también la palabra profética más segura, a la cual hacéis bien en estar atentos como a una antorcha que alumbra en lugar oscuro, hasta que el día esclarezca y el lucero de la mañana salga en vuestros corazones; 20 entendiendo primero esto, que ninguna profecía de la Escritura es de interpretación privada, 21 porque nunca la profecía fue traída por voluntad humana, sino que los santos hombres de Dios hablaron siendo inspirados por el Espíritu Santo.

2da Pedro 2:1-3 1 Pero hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos maestros, que introducirán encubiertamente herejías destructoras, y aun negarán al Señor que los rescató, atrayendo sobre sí mismos destrucción repentina. 2 Y muchos seguirán sus disoluciones, por causa de los cuales el camino de la verdad será blasfemado, 3 y por avaricia harán mercadería de vosotros con palabras fingidas. Sobre los tales ya de largo tiempo la condenación no se tarda, y su perdición no se duerme.

2ª Timoteo 3:14 14 Pero persiste tú en lo que has aprendido y te persuadiste, sabiendo de quién has aprendido; 15 y que desde la niñez has sabido las Sagradas Escrituras, las cuales te pueden hacer sabio para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús. 16 Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, 17 a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra.

2da. Timoteo 2:15 15 Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad.

1ª Timoteo 4: 1-3 1 Pero el Espíritu dice claramente que en los postreros tiempos algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios; 2 por la hipocresía de mentirosos que, teniendo cauterizada la conciencia, 3 prohibirán casarse, y mandarán abstenerse de alimentos que Dios creó para que con acción de gracias participasen de ellos los creyentes y los que han conocido la verdad.

Regla fundamental de Interpretación.- La Biblia es su propio Intérprete.

La biblia se debe entender como un todo, y por lo mismo, debemos dejar que la escritura así misma se explique. Por Ejemplo veamos Hechos 20:27 “27 porque no he rehuido anunciaros todo el consejo de Dios.” Para poder anunciar TODO el consejo de Dios, se requiere estar instruido y preparado en todo lo referente a lo que Dios ha hablado y se ha revelado al ser humano, y para eso se requiere una buena cantidad de tiempo invertido en la lectura de la palabra de Dios. Si respetamos este principio, no solo entenderemos los textos sino también toda la doctrina Cristiana, toda nuestra fe, nuestra conducta y nuestra moral.

¿Quién fue el primer intérprete de la palabra de Dios?

 
Fue Satanás, pero ¿como la interpreto? ¡mal!, torció su significado, en Génesis 3 : 1-7 ahí habla de que Dios puso al hombre en el huerto y Dios le dijo: “Mira de todo árbol puedes comer, excepto de éste” pero fíjense como Satanás puso en tela de duda el mandamiento de Dios “¿Con que Dios os ha dicho” y les hizo poner su mirada sólo en un árbol, siendo que Dios había sido generoso al crear y decir: “De todo árbol…” y desde ahí vemos como siempre el mal tratará de apartar nuestra mirada de las bondades de los preceptos y mandamientos y estatutos de Dios para con nosotros, que siempre es para nuestro bienestar, y nos hará fijar nuestra vista en cosas que no valen la pena. Y eso es lo que Satanás sigue haciendo hasta el día de hoy, tuerce la interpretación y tuerce el significado original que Dios le dio a su palabra.

 
Veamos ahora Mateo 4: 1-7 “Si eres hijo de Dios”…la duda, pero Jesús le responde: “Escrito esta, no sólo de pan…” y así con las subsecuentes. Satanás tratará de engañar aun a los cristianos torciendo las escrituras, pero esto lo puede lograr cuando el creyente no se toma el tiempo para estudiar la totalidad de la palabra de Dios. Vemos como las tres veces Jesús responde con la palabra de Dios; Recuerden tenemos que ver siempre el contexto general de la Biblia. Esto requiere que tengamos entonces, un conocimiento general de toda la escritura y no nada más de una parte de ella. Hay quienes se basan sólo en el Nuevo Testamento y desechan el Antiguo Testamento, y por el contrario, otros que desechan el Nuevo testamento y se quedan nada más con el Antiguo Testamento, ambas posiciones están erradas, ya que una a la otra se complementan de forma magistral y una arroja luz sobre la otra y viceversa.

Claro que hay partes de las escrituras que han perdido vigencia a la luz del Nuevo Testamento, pero siempre, cuando esto sucede, no es que se mutile la escritura dejando el sentido moral original fuera, no, sino que siempre es sustituida por algo más excelso y grandioso.

Por ejemplo: “El sacrificio de expiación mencionado en el A.T ha perdido vigencia a la luz de Cristo, esto es, Cristo de una vez y para siempre ha hecho el sacrificio perfecto, veamos Hebreos 10:1 “1 Porque la ley, teniendo la sombra de los bienes venideros, no la imagen misma de las cosas, nunca puede, por los mismos sacrificios que se ofrecen continuamente cada año, hacer perfectos a los que se acercan.”

Las cosas mencionadas en Levítico 1:2-9 “2 Habla a los hijos de Israel y diles: Cuando alguno de entre vosotros ofrece ofrenda a Jehová, de ganado vacuno u ovejuno haréis vuestra ofrenda. 3 Si su ofrenda fuere holocausto vacuno, macho sin defecto lo ofrecerá; de su voluntad lo ofrecerá a la puerta del tabernáculo de reunión delante de Jehová. 4 Y pondrá su mano sobre la cabeza del holocausto, y será aceptado para expiación suya. 5 Entonces degollará el becerro en la presencia de Jehová; y los sacerdotes hijos de Aarón ofrecerán la sangre, y la rociarán alrededor sobre el altar, el cual está a la puerta del tabernáculo de reunión. 6 Y desollará el holocausto, y lo dividirá en sus piezas. 7 Y los hijos del sacerdote Aarón pondrán fuego sobre el altar, y compondrán la leña sobre el fuego. 8 Luego los sacerdotes hijos de Aarón acomodarán las piezas, la cabeza y la grosura de los intestinos, sobre la leña que está sobre el fuego que habrá encima del altar; 9 y lavará con agua los intestinos y las piernas, y el sacerdote hará arder todo sobre el altar; holocausto es, ofrenda encendida de olor grato para Jehová.”

Dichos mandamientos, ya no son requeridos para los cristianos hoy en día porque son parte de las escrituras que han sido cumplidas en Cristo.

 

¿Cómo lo sabemos?

 
Porque la misma escritura nos lo dice, veamos Hebreos 10: 3-12 “3 Pero en estos sacrificios cada año se hace memoria de los pecados; 4 porque la sangre de los toros y de los machos cabríos no puede quitar los pecados. 5 Por lo cual, entrando en el mundo dice: Sacrificio y ofrenda no quisiste; Mas me preparaste cuerpo. 6 Holocaustos y expiaciones por el pecado no te agradaron. 7 Entonces dije: He aquí que vengo, oh Dios, para hacer tu voluntad, Como en el rollo del libro está escrito de mí. 8 Diciendo primero: Sacrificio y ofrenda y holocaustos y expiaciones por el pecado no quisiste, ni te agradaron (las cuales cosas se ofrecen según la ley), 9 y diciendo luego: He aquí que vengo, oh Dios, para hacer tu voluntad; quita lo primero, para establecer esto último. 10 En esa voluntad somos santificados mediante la ofrenda del cuerpo de Jesucristo hecha una vez para siempre. 11 Y ciertamente todo sacerdote está día tras día ministrando y ofreciendo muchas veces los mismos sacrificios, que nunca pueden quitar los pecados; 12 pero Cristo, habiendo ofrecido una vez para siempre un solo sacrificio por los pecados, se ha sentado a la diestra de Dios,”

Se dan cuenta, la misma escritura se interpreta a sí misma respecto a muchas cosas pero hay que analizar cada parte como complementos de un todo perfecto y armonioso.

 

¿Qué peligros se pueden derivar si aislamos pasajes de la totalidad de las Escrituras?

 
1.- Esto tuerce el significado original
2.-Se puede convertir de interpretación privada con consecuencias funestas
3.-Se originan “nuevas” doctrinas de “demonios” introduciendo encubiertamente herejías.
4.- No dan la gloria a Dios
5.- Apartarán a muchos del camino correcto
6.- Las utilizan para sus fines sin importarles nada
7.-Se vuelve en palabra muerta, sin vida, y su resultado no produce vida
8.- La voluntad de Dios no puede ser consumada ante tales errores
9.- El camino de la verdad es blasfemado utilizándolas para hacer mercadería por avaricia
10.- Crean confusión a los que buscan la verdad.

Por: Esdras Mendoza Ríos.
Clase de Escuela Dominical para el 27 de Marzo del 2011 en la Iglesia del Nazareno “Cristo Vive”

 

Conceptualización de la Palabra.
Puede decirse que la hermenéutica (del griego hermeneutikós, interpretación) en términos generales es la pretensión de explicar las relaciones existentes entre un hecho y el contexto en el que acontece.
Aunque en un principio la hermenéutica constituyó un campo cuya aplicación se vio restringida exclusivamente a cuestiones de carácter bíblico, hoy en día se emplea en el análisis e interpretación de textos y contextos filosóficos, históricos, literarios, científicos, etc.
Los orígenes de la hermenéutica deben buscarse en las intenciones por explicar la Biblia y los clásicos grecolatinos. Más tarde, hacia el siglo XIX, la hermenéutica constituyó un auxiliar básico de la historiografía y de la jurisprudencia, y se esgrimió como concepto clave a la comprensión, infiriendo que si bien el lenguaje es comprensible por otros seres humanos, al mismo tiempo tiene el poder de comprender a esos mismos seres humanos.
Seguramente una de las aportaciones más discutidas de la hermenéutica fue su abierto rechazo a considerar a la historia únicamente como una sucesión de hechos (positivismo histórico). Según la hermenéutica, el intérprete o hermeneuta debe separarse de su tiempo, de sus juicios personales, etc., e intentar lograr una contemporaneidad con el texto de referencia y el autor del mismo, interpretándolos, renunciando a cualquier intención o normatividad de actualidad.
La interpretación, sin ser normativa, debe relacionarse con los problemas actuales.
El denominado círculo hermenéutico es un recurso explicativo a través del cual se establece, desde una óptica evidentemente dialéctica, que el todo siempre es más que la suma de sus partes, pues los elementos sólo resultan comprensibles dentro de todo el contexto, pero también el contexto se explica en función de sus partes y de las relaciones existentes entre las mismas: la palabra, dentro de la frase; la frase, dentro del capítulo; el capítulo, dentro de todo el texto; el texto, inscrito en su tiempo, etc., y viceversa.
La hermenéutica, como método, ha sido empleada por la teología, la filosofía, la historia, la jurisprudencia, la lingüística y hasta por el psicoanálisis.
Dos conceptos fundamentales para su implementación son:
– La hermenéutica es el arte de evitar el malentendido.
– Si la totalidad de una obra tiene que ser comprendida a partir de sus palabras y de la combinación de las mismas, la comprensión plena del detalle presupone que el propio conjunto ya es comprendido.
Por tanto, la dialéctica se coloca en el centro de la hermenéutica para comprender el símbolo. En palabras del autor “Es preciso dialectizar el símbolo a fin de pensar conforme al símbolo, y sólo así resulta posible inscribir la dialéctica dentro de la propia interpretación y regresar a la palabra viva. Esta última fase de la reapropiación es la que constituye el paso a la reflexión concreta. Volviéndose a la escucha del lenguaje, lenguaje, es como la reflexión pasa a la plenitud del habla simplemente oída.”
¿Qué es comprender?
1. comprender es ponerse de acuerdo con alguien sobre algo;
2. el lenguaje es, por tanto, el medio universal para realizar el consenso o comprensión;
3. el diálogo es modo concreto de alcanzar la comprensión:
4. todo comprender viene a ser así un interpretar;
5. la comprensión, que se realiza siempre, fundamentalmente, en el diálogo por medio del lenguaje, se mueve en un círculo encerrado en la dialéctica de pregunta y respuesta;
6. la dimensión lingüística de la comprensión, indica que es la concreción de la conciencia de la historia efectual;
7. la tradición consiste en existir en el medio del lenguaje, en cuanto el pasado se actualiza, se reconoce su sentido a menudo con nuevas iluminaciones.”
Esta idea sobre la comprensión, se aplica a la acción traductora, es decir la acción de traducir textos.
Sobre ello, se dice: “Igual que en la conversación con el fin de alcanzar este objetivo, uno se pone en el lugar del otro para comprender su punto de vista, también el traductor intenta ponerse por completo en el lugar del autor. Pero esto no proporciona por sí solo ni el acuerdo en la conversación ni el éxito en la reproducción de la traducción. Las estructuras son claramente parecidas.
El ponerse de acuerdo en una conversación implica que los interlocutores están dispuestos a ello y que van a intentar hacer valer en sí mismos lo extraño y adverso. Cuando esto ocurre recíprocamente y cada interlocutor sopesa los contraargumentos al mismo tiempo que mantiene sus propias razones puede llegarse poco apoco a una transferencia recíproca, imperceptible y no arbitraria de los puntos de vista (lo que llamamos intercambio de pareceres) hacia una lengua común y una sentencia compartida.
Del mismo modo el traductor tiene que mantener a su vez el derecho de la lengua a la que traduce y sin embargo dejar valer en sí lo extraño e incluso adverso del texto y su expresión. Sin embargo, tal vez esta descripción del hacer del traductor esté demasiado recortada. Incluso en los casos extremos en los que hay que traducir de una lengua a otra el tema apenas puede separarse de la lengua. Sólo reproducirá de verdad aquel traductor que logre hacer hablar al tema que el texto le muestre, y esto quiere decir que dé con una lengua que no sólo sea la suya sino también la adecuada al original. La situación del traductor y la del intérprete vienen a ser, pues, en el fondo la misma… todo traductor es intérprete. El que algo esté en una lengua extraña no es sino un caso extremo de dificultad hermenéutica, esto es, de extrañeza y de superación de la misma.
En realidad en este sentido determinado inequívocamente son extraños todos los “objetivos” con los que tiene que ver la hermenéutica tradicional. La tarea de reproducción propia del traductor no se distingue cualitativa, sino sólo gradualmente, de la tarea hermenéutica general que plantea cualquier texto.”
Así entendida la hermenéutica se establece como una metodología que busca la comprensión de la verdad, donde y como quiera que se encuentre, mediante la interpretación. Esto es el arte de la hermenéutica.
Claro que al ser un método requiere de una metodología, requiere de un conjunto de reglas de aplicación general al interpretar los textos, pero no es la intención en este momento ni el lugar para exponerlas, es únicamente motivarnos a interesarnos por ella y buscar capacitarnos para poder llegar a ser buenos hermenéutas.
Anuncios

Comentarios en: "Hermenéutica" (2)

  1. carlos mendoza rios dijo:

    exelente hermanito , el que traza bien la palabra de verdad es hermeneuta , pero el que la tuerce anda en la luna y es astronauta . te felicito por tu cuidado en la interpretacion de la palabra de DIOS.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: